Psicomotricidad: Envejecimiento saludable para las personas mayores con deficiencia visual o ceguera


María Soledad Aguilera Sanz. Fisioterapeuta especializada en neurorehabilitación y fisioterapia respiratoria. Madrid. marsol.aguilera@gmail.com

Durante el proceso de envejecimiento se producen en la persona modificaciones a nivel físico, psicomotor, socioafectivo, cognitivo y sensorial, destacando en este último caso la perdida de percepción visual, fundamental para la recepción de la información. El adulto recibe esta deficiencia como algo que le sobreviene desde fuera, de manera impuesta y de carácter exclusivamente privativo. Para readaptar los canales de acceso a la información, se propone y se evidencia la importancia de llevar a cabo programas de psicomotricidad en este grupo de población, siendo el objetivo principal de estos programas el desarrollo armónico de la personalidad y la obtención de una mejor capacidad de relación del individuo con su entorno.

En el segundo semestre de 2013 se realizó dentro de la Organización Nacional de Ciegos Española (ONCE), un estudio con el objetivo de evaluar los efectos que puede tener un programa de psicomotricidad de un mes de duración en el tratamiento de personas mayores con ceguera o deficiencia visual grave, en particular mediante la investigación de sus efectos sobre la marcha y el equilibrio, el grado de depresión, el grado de independencia funcional, la discriminación auditiva y táctil, el esquema corporal y la memoria verbal y visual. Participaron en el programa 12 personas con una media de edad de 72,3 años.

En las evaluaciones pre y postratamiento se administraron escalas utilizadas en geriatría como la escala de Tinetti, la escala GDS de Depresión o la escala de Lawton y Brody, y test utilizados en neuropsicología como el Test Barcelona. El programa psicomotriz fue desarrollado con actividades de movilidad articular, coordinación, ritmo, equilibrio, orientación espacial, memoria, discriminación auditiva, discriminación táctil, braille, relajación y representación.

Las pruebas iniciales demostraron las supuestas diferencias entre los deficientes visuales y los ciegos, obteniendo mayores puntuaciones los primeros en aspectos como la independencia funcional, la marcha o el grado de depresión; y los segundos en la audición y la discriminación táctil. De forma significativa la intervención provocó en la totalidad del grupo un beneficio en la audición, en la memoria visual, en la discriminación táctil y en el grado de depresión.

Conclusión:

Sería de especial importancia la instauración de programas de psicomotricidad dentro de las instituciones que atiendan a personas mayores con deficiencia visual grave o ceguera, como parte imprescindible de su tratamiento habitual, provocando estos programas una reeducación completa del ser, que permite una integración progresiva de las adaptaciones al entorno, importantísimas en las etapas tardías de la vida, a un bajocoste económico.

Anuncios

One Comment on “Psicomotricidad: Envejecimiento saludable para las personas mayores con deficiencia visual o ceguera”


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s